Meditación con el sonido OM

Meditación con el sonido OM

OM  es una palabra en sanscrito que representa el primer sonido a partir del cual todo se estructura.  En la tradición del hinduismo, budismo se utiliza como el mantra primordial “pranavamantra”  o canto de la primera respiración.

En sancrito se pronuncia  AOUM

La A  representa el nacimiento, el comienzo y el dios creador o Brahma

La U representa la continuacion de la vida y del dios conservador Visnú

La M reoresenta el fin, la muerte y el Dios destructor  Shiva

También se puede pronunciar como suena en castellano  OM

Es un mantra o un sonido, muy poderoso pero cada uno ha de buscar su propia sensación y experiencia así es que aquí os propongo una práctica meditativa:

 

Posición : Puedes estar sentado en una silla, un zafu en el suelo, puedes estar de pie y incluso tumbad@. Como más cómodo te resulte, pero la condición indispensable es mantener la espalda recta y relajada. Por eso es preferible tumbarse que sufrir en el suelo si no estás acostumbrad@.

loto

Y recuerda que cuando entramos en meditación la temperatura del cuerpo suele bajar asi es que ponte cerca una mantita.  Que nunca sobra y luego que me digas que no te lo dije. Ropa cómoda sin apretar que deje libre el abdomen para que se pueda mover libremente.

Qué vamos a usar:  el vehículo del sonido es el CUERPO, así es que lo vamos a tener disponible y relajado: no abandonado que nos durmamos, pero sí relajado. Relajado reposando nuestro peso en tierra.  El peso a tierra por los pies si estamos de pie.  A tierra el perinné si estamos sentados y el peso a tierra, todo el cuerpo, hundido y reposado si estamos tumbados.  Repito, si no tenemos costumbre de estar mucho tiempo de pie o bien sentado con la espalda recta es preferible elegir tumbarse ( sin dormir )

La Respiración:  NATURAL, claro, sin esfuerzo, pensando que tenemos una gaita en nuestra barriga que se llena para sonar. Respiramos, inspiramos- expiramos

( ahora no me entretengo en esto, lo contaré en otra ocasión )  inspiramos- expiramos, inspiramos- expiramos largo.

Sonar: ¿qué sonamos?   todo el cuerpo, buscamos sobre todo la vibración.   Empezamos ronroneando como los gatitos  para “calentar” la garganta.

y TRANQUILAMENTE,  podemos tomar aire y al expirar lanzamos una larga ahhhhhhhhh, suave, y nos hundimos cada vez en el suelo.

Toma aire y exhala con un gran suspiro.  Varias veces hasta que nos sentimos cómodos y descansados.

Y qué sonidos usamos  AoUM.   tomo aire y exhalo  AAAAAAAAAAAAAAAAAA

Todo aire y exhalo OOOOOOOOOOOOOOOOOO

toma aire y exhala  UUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUU

Toma aire y exha con la boca cerrada MMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMM

Y toma nota dónde vibras o dónde sientes el sonido.  Sólo sentir sin analizar.

Tranquilamente podemos jugar a alargar las respiraciones, y podemos jugar a variar la intensidad del sonido y percibir qué nos sienta mejor.

O bien te gusta más pronunciar sólo el OM

mantra am

OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMM

Y buscar todos los matices, que ya os cuento que son múltiples, aunque pensemos que es algo tan sencillo.

Prueba, medita, investiga, diviértete….

Puedes hacer esta meditación por media hora o más tiempo con la practica.

¿Para qué sirve esto?  pues por que:  relaja.  ¿ te parece poco ?  Además sirve para muchas cosas más porque el sonido en sí mismo

es poderoso.   Si el sonido está armónico puede ayudarnos a equilibrar el cuerpo, la mente, el espíritu.

Con grandes dosis de sonido, puede que observes grandes cambios,   ¡ah¡ eso sí , todo lleva su tiempo y necesitarás perseverar para que el sonido haga un efecto holístico en el cuerpo.  Así es que te recomiendo que te diviertas con esto.  Si no lo hace, déjalo, salvo que tengas una motivación más potente.

Puedes probar a variar los tonos pero sin interés, sin poner demasiada intención de afinar, pues este no es el trabajo.

Investiga con MMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMM  y cuando te guste cómo suena  tu M muévela por el cuerpo la vibración.

El sonido es un automasaje muy agradable.  No dudes en usarlo porque la voz la llevas conitigo a todas partes.

¿Y qué pasa si este sonido se hace en pareja ?   pues genial, ni lo imaginas  ( esto lo contaré en otro momento )

Una cosa importante  es que elijas para cantar el tono que más te guste, sin miedo,  el que sea apropiado para ti y que te resulte realmente cómodo.Y tomad respiraciones profundas siempre que puedas.

Cuando lleves un rato y decidas que ya vas a terminar,   hazlo con tranquilidad, progresivamente ve guardando el sonido,

dentro como si fuera a dormir.  Y tu mism@ vas a sentir como si entraste en la vibración del sonido te deja en el cuerpo

una agradable sensación de tranquilidad y relajación,….

Finalmente os puedo decir que esta meditación también podemos invitar a algún familiar o amigo que queramos enviar este sonido con

nuestra intención.

Terminar con un ratito de silencio que pueden ser unos minutos y me encantaría que me contases tu experiencia.

 

Gracias por vuestra atención,

Angeles Sanz.

Anuncios